Autor Tema: Politica cientí­fica  (Leído 1763 veces)

olafo

  • Tertuliano
  • **
  • Mensajes: 7268
Re: Politica cientí­fica
« Respuesta #30 en: Octubre 13, 2006, 09:13:43 p.m. »
Suiza es un caso especial, lo sé. Y todo gracias a la polí­tica fiscal que permite la mayor concentración de multinacionales de toda Europa. Por eso no entran en Europa ni entrarán nunca.

En cuanto a que en todas partes cuecen habas, no lo dudo. De hecho yo también tengo mi experiencia con otros paí­ses, pero el caso es que España no remonta. Ni lo hará nunca por una polí­tica universitaria equivocada. Una polí­tica que no premia la excelencia no puede esperar resultados. y no hay excelencia porque con la polí­tica salarial actual es imposible atraer a España algo siquiera parecido a un premio Nobel capaz de crear una escuela. Sólo a alguno cuasi jubilado que quiera pasar unos meses al sol.

No remonta por la polí­tica de investigación privada, la Universidad no tiene que ser la que lleve el peso. 
Esa es la diferencia con otros paises. 
No necesitas tener premios Nobel (¿cuantos tiene Corea que pone de ejemplo Canosa?) sino personas con ganas de trabajar y condiciones. La escuela es un arma de doble filo, porque una vez que creas la escuela todo aquello que se salga de ella es anatema y perseguible.

Un saludo

olafo

  • Tertuliano
  • **
  • Mensajes: 7268
Re: Politica cientí­fica
« Respuesta #31 en: Octubre 13, 2006, 09:33:52 p.m. »
Hoy en el water me he estado leyendo "Eccus", que vení­a con un artí­culo bastante extenso y detallado (para ser este tipo de revista, se entiende) sobre la próxima reforma que parece que quiere acometer el gobierno con la universidad. 


Incluyen puntos como que la universidad gane libertad para hacer investigación a su gusto con la necesidad de rendir cuentas a través de resultados (es decir, que se les concederán fondos a cambio de resultados y si luego no hay resultados, pues ya no habrá más fondos);


Como todo, está muy bien en el papel pero el problema es en la realidad. 
En el tema de fondos, de momento conviene correr un túpido velo (puedes acceder a la distribución de fondos de los dos últimos años del MEC y ver los proyectos así­ como los fondos que se destinan en los de este año, en la mayorí­a de los programas no se llega al 60% de financiación siendo generoso).

convertir la Aneca en una institución pública (al parecer hoy por hoy es una fundación privada, cosa que yo no sabí­a, ni me imaginaba) que evalúe a los candidatos y a lo que tenga que evaluar con más transparencia (en el artí­culo ponia transparencia como 50 veces, no se si están intentando engañarnos o es que de verdad se han metido en la cabeza que uno de los problemas endémicos de la universidad española es que cada uno que puede hace lo que le da la realí­sima gana);


La ANECA es una fundación estatal.

http://www.aneca.es/present/present_mision.html
http://www.aneca.es/present/patronato.html

Lo de transparencia es un cachondeo, pueden ponerlo las veces que quieran pero mientras no sea una evaluación ajena al sistema dudo que haya esa transparencia. 
Deberí­an tirar por evaluación internacional.

dar mayor libertad a cada universidad para montar los tí­tulos a su gusto (imponiendo prerrequisitos y evaluando al final del proceso en vez de dictando asignaturas y contenidos);


¿?, pues si que vamos bien. 
Se ve que no aprenden, los planes de estudio son una verguenza y gracias que el Ministerio pone unas directrices que en caso contrario dos titulaciones con el mismo nombre tendrí­an contenidos totalmente dispares. 
Esto, de hacerlo (cosa que dudo porque con el EEES viene dado por Europa y ahora precisamente lo que están tratando es de homogeneizar los contenidos comunes, en Madrid en ciertas licenciaturas quieren que todas las universidades tengan un tí­tulo de grado lo más parecido posible para favorecer la movilidad), es un error monumental porque entonces los contenidos van a depender de la fuerza de cada departamento dentro de la Universidad. 
Al menos con las directrices del Ministerio se garantizaban unos mí­nimos.

y promover que los primeros cursos de las mismas ramas sean comunes (esto suena a sistema americano o inglés o de quien sea y a mi me parece que es algo positivo, la ministra ha dicho, al parecer, que se trata de poder cambiarse de carrera sin tener que repetir todas esas asignaturas que son iguales siempre, a mi además me parece que eso podrí­a favorecer que estas asignaturas, que al fin y al cabo son la base para lo que uno estudia después -hablo de matemáticas I, por ejemplo - estén más cuidadas y sean más generales/interdisciplinares, favoreciendo de esa manera el "crear universidad"
lo cual, si bien no vital, podrí­a ser hasta positivo). 


Esto es directriz europea en realidad. 
Supongo que todos han oido las broncas con el descenso de tí­tulos (que al final se va a quedar todo como está por el camino que llevan), por eso se está buscando un "hí­brido". 
Que el primer curso del grado sea lo más común posible (por ejemplo, para todas las ciencias experimentales) de tal manera que la decisión de elegir que quieres (fí­sica, quí­mica, etc) no sea ya desde el primer curso. 
Es un poco volver a los planes de los sesenta y setenta. 
La idea es buena, el problema es saber si los que den por ejemplo Matemáticas I van a saber adaptar esas matemáticas a quién va hacer fí­sica, quí­mica, geologí­a o biologí­a por ejemplo.

Luego he visto en la letra pequeña de otra página que la publicidad de "Eccus"
la pone el grupo Prisa y he decidido desconfiar. 
Pero es que hasta hablaban de que el proyecto incluirá temas de financiación (según recuerdo la LOU no hablaba de la financiación y Bricall and Co. dijeron que eso era un fallo gordo si se pretendí­a reformar algo). 
Lo de Boloña también irá en el paquete, por cierto.

Yo creo que tiene buena pinta. 
Luego lo joderán, claro. 
O los polí­ticos o los rectores o los estudiantes, alguien lo joderá. 
Pero bueno, me ha parecido que tení­a que ver con el tema y por eso lo comento.

Si tienes interés en leer directamente el borrador:

http://www.mec.es/mecd/gabipren/documentos/ProyectoLOU.pdf

Bolonia es el motor del cambio actual. 
No dudo que la "joderan"
visto el inicio de la reforma: más de 1500 masters puestos en marcha este año sin ni haber definido aún los tí­tulos de grado que se suponen entran en un par de años. íún no está muy claro como es el sistema y ya han "creado"
el tejado de la casa. 
Desde mi punto de vista, falta información a todos los niveles (Universidades, profesores y alumnos). 
Luego saldrá como salga, pero no pinta nada bien.

En cuanto a las leyes, siempre tienen buenas intenciones pero sin un poder real de tocar las cosas en la Universidad (la sacrosanta independencia universitaria muy mal entendida) poco van a poder hacer (los de ahora y los de cualquier gobierno).

Un saludo

Johnnie

  • Visitante
Re: Politica cientí­fica
« Respuesta #32 en: Octubre 14, 2006, 01:29:49 p.m. »
Bueno, bueno, no me tomeis como palabra del señor, que ya he dicho que yo estaba haciendo cosas más importantes y el Eccus simplemente estaba a mano (y el artí­culo sobre "la máquina de bailar"
no tení­a buena pinta).

Lo de la Aneca ya me extrañaba, debí­ leer mal. 
Pero seguro que poní­a que quieren "reconvertirla"
en otra cosa. 
Claro, que si la reconversión no aumenta o mantiene la independencia de un órgano así­, mal vamos.

En cuanto a lo de los planes de estudio digo yo que no será ni tanto ni tan calvo, si Olivia acaba enseñando Economí­a y Buenrollismo la cosa habrá llegado más allá del lí­mite. 
Por otra parte la tendencia natural de una universidad supongo que es a no cambiar y si hay que reelaborar un plan de estudios pero nadie dice que el antiguo no valga, pues se pone el antiguo y punto (con el detalle de que creo que los tí­tulos solo tendrán 240 créditos, creo) ¿No?

olafo

  • Tertuliano
  • **
  • Mensajes: 7268
Re: Politica cientí­fica
« Respuesta #33 en: Octubre 14, 2006, 02:42:23 p.m. »
Bueno, bueno, no me tomeis como palabra del señor, que ya he dicho que yo estaba haciendo cosas más importantes y el Eccus simplemente estaba a mano (y el artí­culo sobre "la máquina de bailar"
no tení­a buena pinta).

Lo de la Aneca ya me extrañaba, debí­ leer mal. 
Pero seguro que poní­a que quieren "reconvertirla"
en otra cosa. 
Claro, que si la reconversión no aumenta o mantiene la independencia de un órgano así­, mal vamos.

En cuanto a lo de los planes de estudio digo yo que no será ni tanto ni tan calvo, si Olivia acaba enseñando Economí­a y Buenrollismo la cosa habrá llegado más allá del lí­mite. 
Por otra parte la tendencia natural de una universidad supongo que es a no cambiar y si hay que reelaborar un plan de estudios pero nadie dice que el antiguo no valga, pues se pone el antiguo y punto (con el detalle de que creo que los tí­tulos solo tendrán 240 créditos, creo) ¿No?

Que no hombre, que no te respondo. 
Solo aclaro algunas cosas para que no se malinterpreten. 
El problema de los planes de estudios es peor de lo que piensas. 
De momento, no se sabe que va a pasar y se supone que para el 2008 entran. 
Ahí­ andan, aún discutiendo. 
En teorí­a y según nos han comentado, es un grado de 180 creditos (pero son ECTS, no como los de ahora) básicos y 60 adicionales (entre los que hay 15-30 de proyecto en las experimentales). 
Luego hay una segunda parte que son los famosos masters. 
El problema es que como siempre se van hacer las asignaturas por poder de departamentos y los temarios serán "adaptaciones"
de los actuales, cuando se supone que el concepto de crédito cambia (pasa a ser el trabajo que hace el alumno también en su casa además del que pueda hacer en "clase"). 
En fin, que soy poco optimista.

Un saludo

Dionisio Aerofagita

  • Tertuliano
  • **
  • Mensajes: 7286
  • Pijo ácrata decadente
    • Tiempos interesantes
Re: Politica cientí­fica
« Respuesta #34 en: Octubre 14, 2006, 09:37:40 p.m. »
En este sentido [permitir especialización en docencia o investigación], se crearon las figuras de ayudante-doctor y contratado-doctor. 


Yo no lo creo así­, más bien se planteaban implí­citamente como tramos jerarquizados por los que hay que pasar casi obligatoriamente.

Que no sean muchas tus palabras, porque los sueños vienen de la multitud de ocupaciones y las palabras necias, de hablar demasiado.

Dionisio Aerofagita

  • Tertuliano
  • **
  • Mensajes: 7286
  • Pijo ácrata decadente
    • Tiempos interesantes
Re: Politica cientí­fica
« Respuesta #35 en: Octubre 14, 2006, 10:02:01 p.m. »
Precisamente hoy ha salido en LD un artí­culo muy interesante sobre este asunto.

En términos globales, soy contrario al régimen funcionarial, no sólo en la Universidad española, sino en la mayor parte de los puestos de la Administración pública -de hecho, en todos los que no implican ejercicio de autoridad pública-;
lo que no impide que intente convertirme en funcionario en cuanto pueda, claro, si sigue el régimen vigente. La cuestión es cómo ponerlo en práctica: el palo en la cabeza es poco operativo y ningún Gobierno se mojarí­a para eso. Hace unas semanas, alguien me comentaba -curiosamente, era un profesor funcionario, y en la sede de CCOO ;-))- que lo mejor serí­a introducir el régimen laboral con incentivos económicos claros dejando a la gente la posibilidad de cambiarse de régimen. Si los incentivos se hacen creí­bles y su evaluación también, podrí­a irse echando para atrás el régimen funcionarial.

Con las reformas universitarias pasa como con todas las reformas. Tenemos el sueño ilustrado (tristemente convertido en pesadilla con los totalitarismos) de transformar el mundo en base a la razón y luego resulta que el mundo hace lo que le da la gana. Yo ya no me creo la ley definitiva que lo cambie todo en un plis plas. Esta peculiar comunidad nativa, muy "estudiable"
antropológicamente (la Universidad, incluyendo a los alumnos, aunque estos son más inestables ) se comió la LOU con papas, se comerá Bolonia y todo lo que le echen, adaptándola a sus mecanismos y adaptándose también, claro. Cualquier reforma tiene que pensar una estrategia para mucho tiempo y tiene que concebir que los destinatarios también son gente estratégica que sigue sus propios intereses y que está condicionada por toda una serie de pautas culturales, así­ como por otros elementos externos como el sector privado y el mercado de trabajo. Vamos, que es verdad que necesita un repaso, pero que el repaso hay que hacerlo sabiendo lo que hay.
Que no sean muchas tus palabras, porque los sueños vienen de la multitud de ocupaciones y las palabras necias, de hablar demasiado.

olafo

  • Tertuliano
  • **
  • Mensajes: 7268
Re: Politica cientí­fica
« Respuesta #36 en: Octubre 14, 2006, 10:08:14 p.m. »
En este sentido [permitir especialización en docencia o investigación], se crearon las figuras de ayudante-doctor y contratado-doctor. 


Yo no lo creo así­, más bien se planteaban implí­citamente como tramos jerarquizados por los que hay que pasar casi obligatoriamente.

En principio el contratado doctor es el equivalente al titular de universidad en cuanto a remuneración. 
Pueden dar docencia, pero en teorí­a la figura era para introducir la figura de investigador a tiempo completo. 
En la práctica, para tener un "titular"
sin ser funcionario.

Un saludo

olafo

  • Tertuliano
  • **
  • Mensajes: 7268
Re: Politica cientí­fica
« Respuesta #37 en: Octubre 14, 2006, 10:10:02 p.m. »
Precisamente hoy ha salido en LD un artí­culo muy interesante sobre este asunto.

En términos globales, soy contrario al régimen funcionarial, no sólo en la Universidad española, sino en la mayor parte de los puestos de la Administración pública -de hecho, en todos los que no implican ejercicio de autoridad pública-;
lo que no impide que intente convertirme en funcionario en cuanto pueda, claro, si sigue el régimen vigente. La cuestión es cómo ponerlo en práctica: el palo en la cabeza es poco operativo y ningún Gobierno se mojarí­a para eso. Hace unas semanas, alguien me comentaba -curiosamente, era un profesor funcionario, y en la sede de CCOO ;-))- que lo mejor serí­a introducir el régimen laboral con incentivos económicos claros dejando a la gente la posibilidad de cambiarse de régimen. Si los incentivos se hacen creí­bles y su evaluación también, podrí­a irse echando para atrás el régimen funcionarial.

Con las reformas universitarias pasa como con todas las reformas. Tenemos el sueño ilustrado (tristemente convertido en pesadilla con los totalitarismos) de transformar el mundo en base a la razón y luego resulta que el mundo hace lo que le da la gana. Yo ya no me creo la ley definitiva que lo cambie todo en un plis plas. Esta peculiar comunidad nativa, muy "estudiable"
antropológicamente (la Universidad, incluyendo a los alumnos, aunque estos son más inestables ) se comió la LOU con papas, se comerá Bolonia y todo lo que le echen, adaptándola a sus mecanismos y adaptándose también, claro. Cualquier reforma tiene que pensar una estrategia para mucho tiempo y tiene que concebir que los destinatarios también son gente estratégica que sigue sus propios intereses y que está condicionada por toda una serie de pautas culturales, así­ como por otros elementos externos como el sector privado y el mercado de trabajo. Vamos, que es verdad que necesita un repaso, pero que el repaso hay que hacerlo sabiendo lo que hay.

Lo de Bolonia hay que esperar a verlo. 
Se ha introducido una nueva variable en la ecuación: las universidades tienen que competir por los alumnos. 
Los ECTS ya no implican que la gente vaya a clase, así­ que ... a jugar.

Un saludo

Dionisio Aerofagita

  • Tertuliano
  • **
  • Mensajes: 7286
  • Pijo ácrata decadente
    • Tiempos interesantes
Re: Politica cientí­fica
« Respuesta #38 en: Octubre 14, 2006, 10:10:40 p.m. »
Yo opino que deberí­an rebajar la carga docente, y perdona Olafo por convertir tu hilo en un vulgar buzón de deseos y sugerencias. Porque con 21-24 créditos es difí­cil publicar en Nature o equivalente.
A dí­a de hoy, no se evalua la docencia de igual manera que la investigación por lo que un buen docente está en desventaja. 

¿Cómo se evalúa la docencia en otros paí­ses? Yo, lo que me encuentro en mi ramo es que encima la evaluación objetiva de la investigación deja mucho que desear, de manera que la gente se dedica a publicar cuánto más mejor sin importar qué. Luego la valoración de la calidad del trabajo funciona verdaderamente por pautas informales de reconocimiento en el seno de la tribu;
es decir, se sabe quiénes son buenos y se los estima, pero ya.

Pero, al menos, en investigación tenemos algo y espero que nos pongamos al nivel de otras disciplinas. Más dificultades tiene la docencia. En la actualidad, basta con que un profesor imparta sus clases y no cometa escándalos. Las innovaciones docentes presentadas a veces tienen mucho de marketing para las anecas. Las encuestas presentadas a los alumnos son lo único que tenemos, pero no me parecen nada definitivas, por diversas razones. En la práctica, los profesores que verdaderamente se esfuerzan en mejorar su docencia lo hacen prácticamente por amor al arte, por profesionalidad o por autoestima, pero no tienen nada que ganar respecto a estar publicando muchí­simo. Creo que esto influye en que la docencia sea "mejorable".

Por eso me interesa saber si conocéis otras formas de valorar el trabajo docente.
Que no sean muchas tus palabras, porque los sueños vienen de la multitud de ocupaciones y las palabras necias, de hablar demasiado.

Dionisio Aerofagita

  • Tertuliano
  • **
  • Mensajes: 7286
  • Pijo ácrata decadente
    • Tiempos interesantes
Re: Politica cientí­fica
« Respuesta #39 en: Octubre 15, 2006, 01:07:41 p.m. »
Se me olvidaba...

Una reforma así­ supone quitarle el poder absoluto a los departamentos afines al PSOE (la mayorí­a) así­ que no tienen narices de llevarla a cabo.

En mi experiencia (y eso que he estado en la Carlos III, que tiene fama de otra cosa), el politiqueo universitario discurre en general por caminos muy apartados del politiqueo de fuera. Un ecosistema aparte.
Que no sean muchas tus palabras, porque los sueños vienen de la multitud de ocupaciones y las palabras necias, de hablar demasiado.

olafo

  • Tertuliano
  • **
  • Mensajes: 7268
Re: Politica cientí­fica
« Respuesta #40 en: Octubre 15, 2006, 03:58:42 p.m. »
Yo opino que deberí­an rebajar la carga docente, y perdona Olafo por convertir tu hilo en un vulgar buzón de deseos y sugerencias. Porque con 21-24 créditos es difí­cil publicar en Nature o equivalente.
A dí­a de hoy, no se evalua la docencia de igual manera que la investigación por lo que un buen docente está en desventaja. 

¿Cómo se evalúa la docencia en otros paí­ses? Yo, lo que me encuentro en mi ramo es que encima la evaluación objetiva de la investigación deja mucho que desear, de manera que la gente se dedica a publicar cuánto más mejor sin importar qué. Luego la valoración de la calidad del trabajo funciona verdaderamente por pautas informales de reconocimiento en el seno de la tribu;
es decir, se sabe quiénes son buenos y se los estima, pero ya.

La verdad es que no me he metido a ver que pasa en otros paises en cuanto a evaluación de docencia. 
La evaluación de la investigación es otra cosa. 
Por ejemplo, aquí­ se hace al peso (cuantos más artí­culos, mejor). Fuera suelen mirar en que posición del artí­culo te encuentras de tal manera que, como todo el mundo sabe, el primero es el currante y el último el que ha dirigido el cotarro. 
Por término general, artí­culos con más de tres o cuatro autores suelen tener bastantes de los firmantes de relleno. 
En la EMBO (organización europea de biologí­a molecular) cambiaron hace unos cinco o seis años los requerimientos para pedir sus becas. 
Antes pedí­an un artí­culo, ahora piden un artí­culo de primer autor. 
Supongo que el hecho de que la gente presentara artí­culos donde estaban el décimo o similar les inducirí­a al cambio.

Pero, al menos, en investigación tenemos algo y espero que nos pongamos al nivel de otras disciplinas. Más dificultades tiene la docencia. En la actualidad, basta con que un profesor imparta sus clases y no cometa escándalos. Las innovaciones docentes presentadas a veces tienen mucho de marketing para las anecas. Las encuestas presentadas a los alumnos son lo único que tenemos, pero no me parecen nada definitivas, por diversas razones. En la práctica, los profesores que verdaderamente se esfuerzan en mejorar su docencia lo hacen prácticamente por amor al arte, por profesionalidad o por autoestima, pero no tienen nada que ganar respecto a estar publicando muchí­simo. Creo que esto influye en que la docencia sea "mejorable".

Por eso me interesa saber si conocéis otras formas de valorar el trabajo docente.

Desde mi punto de vista, aparte de las encuestas creo que hay algo más "objetivo"
como es el í­ndice de aprobados, el nivel de los aprobados (nota media de los mismos), el nivel de los suspendidos (nota media de los mismos), número de alumnos que repiten la asignatura y si los que repiten mejoran o se estampan. 
En el caso de los materiales proporcionados, una evaluación externa por parte de alguna agencia estatal o en su defecto por algún tipo de organización editorial. 
En el caso de las innovaciones docentes, se puede hacer un seguimiento (por ejemplo, en el caso de páginas web por el número de visitas, el número de descargas de material o el uso que se hace del mismo). 
En la UNED tienen cursos virtuales que te dan todo tipo de estadí­sticas, permiendo saber si los alumnos acceden o no a los materiales que pones a su disposición.

En las presenciales, las clases son más difí­ciles de evaluar porque cada uno las da como quiere. 
Siempre hay gente a la que le gusta más y gente a la que le gusta menos, pero está claro que los resultados finales son los que indican que pasa.

Un saludo

Dionisio Aerofagita

  • Tertuliano
  • **
  • Mensajes: 7286
  • Pijo ácrata decadente
    • Tiempos interesantes
Re: Politica cientí­fica
« Respuesta #41 en: Octubre 15, 2006, 04:49:18 p.m. »
Desde mi punto de vista, aparte de las encuestas creo que hay algo más "objetivo"
como es el í­ndice de aprobados, el nivel de los aprobados (nota media de los mismos), el nivel de los suspendidos (nota media de los mismos), número de alumnos que repiten la asignatura y si los que repiten mejoran o se estampan. 

Hombre, pero el que evalúa a los alumnos serí­a en general el mismo que les da clase y cuya docencia va a ser evaluada ¿no? Eso le quita objetividad a la cosa.
Que no sean muchas tus palabras, porque los sueños vienen de la multitud de ocupaciones y las palabras necias, de hablar demasiado.

olafo

  • Tertuliano
  • **
  • Mensajes: 7268
Re: Politica cientí­fica
« Respuesta #42 en: Octubre 15, 2006, 09:51:52 p.m. »
Desde mi punto de vista, aparte de las encuestas creo que hay algo más "objetivo"
como es el í­ndice de aprobados, el nivel de los aprobados (nota media de los mismos), el nivel de los suspendidos (nota media de los mismos), número de alumnos que repiten la asignatura y si los que repiten mejoran o se estampan. 

Hombre, pero el que evalúa a los alumnos serí­a en general el mismo que les da clase y cuya docencia va a ser evaluada ¿no? Eso le quita objetividad a la cosa.

No te creas. 
La opción es que te tomen por el pito del sereno y te califiquen de Marí­a, algo que por ejemplo en los que conozco de Derecho o Ingenierias serí­a un insulto personal :-)). 
Ten en cuenta que hay profesores que se jactan de suspender mucho, no de que sus alumnos aprueben. 
Es evidente que el seguimiento hay que hacerlo a varios años, no a uno solo.

Un saludo

Dionisio Aerofagita

  • Tertuliano
  • **
  • Mensajes: 7286
  • Pijo ácrata decadente
    • Tiempos interesantes
Re: Politica cientí­fica
« Respuesta #43 en: Octubre 16, 2006, 03:38:02 p.m. »
No te creas. 
La opción es que te tomen por el pito del sereno y te califiquen de Marí­a, algo que por ejemplo en los que conozco de Derecho o Ingenierias serí­a un insulto personal :-)). 
Ten en cuenta que hay profesores que se jactan de suspender mucho, no de que sus alumnos aprueben. 
Es evidente que el seguimiento hay que hacerlo a varios años, no a uno solo.

De todo hay en la viña del señor. De acuerdo en que lo que es un orgullo es que tus alumnos aprueben y, de hecho, que suspendan masivamente puede indicar algún problema y todo lo que sea cambiar ese chip estará muyh bien. Pero también estoy viendo como la mediocridad intelectual se instala (es un decir, porque ya estaba instalada) cada vez más en la Universidad y en sus exigencias. A veces, porque desgraciadamente los alumnos vienen con poca base y nulo sentido crí­tico, pero también a veces por las presiones sutiles o directas para convertir la cosa en una academia expendedora de tí­tulos oficiales.

Aunque estoy poco esperanzado con Bolonia prefiero cualquier revulsivo que pueda alterar el régimen vigente en las carreras de letras de memorizar compulsivamente apuntes y vomitarlos en el examen, sin leer un libro de la materia en la vida y sin plantearse el mí­nimo pensamiento crí­tico personal. Y la competencia entre universidades que motiva el Boloñazo puede ser en principio buena. Pero también hay competencia a la baja calidad y esa hay que evitarla al máximo (y el hecho de que se evalúe a los profesores por sus aprobados puede influir en ella si no se controla).

He tenido constancia de reuniones con el profesorado en una Universidad española donde nunca he dado clases donde se les conminaba a "pasar la mano"
porque estaban haciendo lo propio en una universidad vecina y se les estaba espantando la clientela. Posiblemente, la Carlos III -donde tampoco he visto un nivel supremo en los alumnos, a pesar de desplegar una cierta imagen de elitismo-, pueda aguantar el temporal y competir en calidad, como hacen las buenas universidades norteamericanas. Pero con las pobres de provincias no estoy tan seguro. Y si esto se convierte del todo en un expendedor de tí­tulos inútiles, voy a tener que volver a emigrar (eso sí­, a alguna universidad española, que no me apetece explicar derecho italiano).
Que no sean muchas tus palabras, porque los sueños vienen de la multitud de ocupaciones y las palabras necias, de hablar demasiado.

olafo

  • Tertuliano
  • **
  • Mensajes: 7268
Re: Politica cientí­fica
« Respuesta #44 en: Octubre 16, 2006, 05:28:54 p.m. »
No te creas. 
La opción es que te tomen por el pito del sereno y te califiquen de Marí­a, algo que por ejemplo en los que conozco de Derecho o Ingenierias serí­a un insulto personal :-)). 
Ten en cuenta que hay profesores que se jactan de suspender mucho, no de que sus alumnos aprueben. 
Es evidente que el seguimiento hay que hacerlo a varios años, no a uno solo.

De todo hay en la viña del señor. De acuerdo en que lo que es un orgullo es que tus alumnos aprueben y, de hecho, que suspendan masivamente puede indicar algún problema y todo lo que sea cambiar ese chip estará muyh bien. Pero también estoy viendo como la mediocridad intelectual se instala (es un decir, porque ya estaba instalada) cada vez más en la Universidad y en sus exigencias. A veces, porque desgraciadamente los alumnos vienen con poca base y nulo sentido crí­tico, pero también a veces por las presiones sutiles o directas para convertir la cosa en una academia expendedora de tí­tulos oficiales.

En esto no te puedo decir mucho, mis alumnos son de "otra pasta". 
La mayorí­a son de segunda licenciatura, en general hipermotivados y ya "maduros"
para entender ciertas cosas. 
Es cierto que los de 18 que tenemos se les nota "verdes"
a más no poder, apáticos, pero también es parte del trabajo del profesor el estimular el movimiento. 
La UNED tiene el problema con el MEC de que no entiende que quién se mete a estudiar en esta universidad lo hace a varios años (yo, siendo muy optimista, planteo el acabar los estudios que estoy haciendo en 10 años). 
En el caso de las presenciales, hay un concepto erróneo de que todo el mundo vale para estudiar y que todos tienen que acabar.

Aunque estoy poco esperanzado con Bolonia prefiero cualquier revulsivo que pueda alterar el régimen vigente en las carreras de letras de memorizar compulsivamente apuntes y vomitarlos en el examen, sin leer un libro de la materia en la vida y sin plantearse el mí­nimo pensamiento crí­tico personal. Y la competencia entre universidades que motiva el Boloñazo puede ser en principio buena. Pero también hay competencia a la baja calidad y esa hay que evitarla al máximo (y el hecho de que se evalúe a los profesores por sus aprobados puede influir en ella si no se controla).

En el caso de Bolonia yo creo que puede ser bueno, si el personal se decide a empezar a plantear el tema como está pensado: aprender a través del trabajo. Entiendo que el trabajar es muy duro, más aún incentivar a otros. 
Pero por ejemplo, el hecho de que en la UNED entre un libro base o varios hace que los alumnos se acostumbren a fabricarse su forma de estudio. 
Se les puede ayudar, con orientaciones y material extra, pero al final es el alumno quien decide cómo estudiar. 
El hecho de que te encuentres con cientos de alumnos te estimula para que luego el examen lo plantees de otra manera, fácil de corregir pero al mismo tiempo que te muestre lo que realmente sabe el alumno. 
Hay casos extremos, como los que hacen test. 
Pero es que corregir cinco mil o más exámenes en menos de dos semanas es un suicidio.

He tenido constancia de reuniones con el profesorado en una Universidad española donde nunca he dado clases donde se les conminaba a "pasar la mano"
porque estaban haciendo lo propio en una universidad vecina y se les estaba espantando la clientela. Posiblemente, la Carlos III -donde tampoco he visto un nivel supremo en los alumnos, a pesar de desplegar una cierta imagen de elitismo-, pueda aguantar el temporal y competir en calidad, como hacen las buenas universidades norteamericanas. Pero con las pobres de provincias no estoy tan seguro. Y si esto se convierte del todo en un expendedor de tí­tulos inútiles, voy a tener que volver a emigrar (eso sí­, a alguna universidad española, que no me apetece explicar derecho italiano).

Las pobres de provincia se van a espabilar, no te creas que van a optar por el "tí­tulo fácil". 
Hay una cosa que cuenta mucho, la fama. 
En Madrid tiene mucha fama la Autónoma y la gente sigue queriendo ir a esa Universidad. 
Hay que tener en cuenta que, por ejemplo, España es uno de los destinos Erasmus más solicitados (obvio porqué). 
Bolonia abre la posibilidad a que estudies primero en Londres, segundo en Paris, tercero en Uppsala y cuarto en Madrid. 
 Esa es, en teorí­a, la idea de fondo. 
Otra cosa es que se realice de manera correcta. 
Al final todo va a depender de los profesores, como en la mayor parte de los planes de estudio. 
Si se mojan y crean un buen programa, la gente buscará la asignatura. 
Si se limitan a adaptar lo que tení­an, seguiremos como estabamos.

Un saludo