Autor Tema: la fábula del usurero  (Leído 5607 veces)

Felipe II

  • Visitante
Re: la fábula del usurero
« Respuesta #45 en: Abril 12, 2006, 07:08:00 am »
Akelarre, es que no te piden el 105% de la cosecha del año. Te piden el 105% de lo que te prestaron. El 100% lo tienes antes de recoger la cosecha, antes de sembrarla incluso, ya que te lo han prestado, lo tienes ahí­. Que toda la cosecha no cubra los intereses significa que cogiste prestado el equivalente a veinte cosechas y ahora te toca devolver veintiuna. Si pediste prestado más, entonces ya sí­ que no puedes pagar.
En el momento que a uno le prestan dinero y se compra algo, el dinero no desaparece, está ahí­ en forma de lo que ha comprado*. Los intereses tampoco se pagan en el momento del préstamo, sino trascurrido el plazo acordado y es ese tiempo el que vale ese dinero que son los intereses. Ese tiempo es el que tiene uno para producir los bienes que antes del préstamo no existí­an, equivalentes en dinero a los intereses.

*Los créditos al consumo son por eso más limitados ya que lo que uno se compre desaparece, y en el plazo de vencimiento habrá de producir no solo el equivalente a los intereses de lo que pidió sino también el equivalente a lo que consumió. Cuando uno pide un crédito para comprar una vivienda el banco le ofrecera gustoso cuatro o cinco veces el salario de un año, si lo pide para arreglar la cocina o para operarse las patas de gallo, el prestamo no será mas que el sueldo de unos pocos meses (a no ser que de uno garantias hipotecarias o de otros bienes).